Published on:

C.R. Bard Resuelve Acuerdo en Caso de Queen de Malla Transvaginal

shutterstock_121502665-300x199Ayer, un acuerdo fue propuesto en el caso de Wanda L. y Greg T. Queen versus C.R. Bard, el segundo de los cuatro casos federales referentes a malla transvaginal en contra de los fabricantes de productos de malla transvaginal. Wanda fue implanta con el sistema de soporte sintético Avaulta Solo Anterior durante la cirugía de su prolapso de órgano pélvico. El primer juicio federal otorgó $ 2 millones a Donna Cisson en su caso en contra de C.R. Bard. Actualmente hay 28,000 casos consolidados en la corte involucrando un total de seis fabricantes de productos de malla transvaginal.

Ahora tenemos el conocimiento de que el caso de Queen ha sido resuelto y no se realizará juicio. En casos donde ha habido acuerdo, las cantidades concedidas al demandante no suelen estar disponibles al público y el demandado no admite responsabilidad.

Es entendible porqué C.R. Bard quería resolver el caso y evitar más daños punitivos (como la semana pasada $2 millones como veredicto de un jurado en contra de Bard). De todas las personas heridas a causa de la malla transvaginal usada en las cirugías, Wanda Queen fue la que sufrió más. Ella experimentó tremendo dolor físico, emocional y deformidad, así como discapacidad física en las relaciones con su esposo, el demandante Greg Queen. La buena noticia es que un acuerdo no puede ser apelado y el demandante no tendrá que padecer de litigios adicionales.

Entonces, ¿qué significa esto para futuros casos de malla transvaginal? Uno podría especular que esto significa que este fabricante (y posiblemente otros que también están siendo demandados) entienden su responsabilidad y saben que los jurados se encuentran en favor de los futuros demandantes. La malla transvaginal ha causado serios daños físicos y emocionales a miles de víctimas que tenían este producto insertado durante la cirugía de prolapso de órgano pélvico o por la cirugía de incontinencia urinaria.

Aunque ninguna cantidad de dinero puede compensar las horribles lesiones que estas víctimas experimentaron, basado en los primeros dos casos, el fabricante debe pagar por sus fechorías. Reyes | Browne | Reilley representa casi 300 demandantes de malla transvaginal en todo el país y estamos firmemente convencidos de que la justicia será servida para nuestros clientes.

Contact Information