Se Ordenó a Johnson & Johnson a Pagar por Daños en Caso de Malla

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol

transvaginal-mesh-lawsuit-verdict-johnson-johnson-300x271Johnson & Johnson, una compañía del cuidado de la salud con sede en New Jersey, se le ha ordenado a pagar $1.2 millones a Linda Batiste después que un jurado de Texas dictaminó que la malla de honda TVT-O tenía un diseño defectuoso.

Producida por Johnson & Johnson de la unidad Ethicon, la malla vaginal TVT-O fue insertada provocando una erosión en una demandante de 64 años de edad, causando dolor pélvico por la infección y daño en los nervios. J&J enfrenta más de 12,000 demandas por la malla – la mayoría de las cuales están siendo escuchadas por un juez federal en el oeste de Virginia.

Anteriormente, un grupo de defensa de la Red de Acción Corporativa ha solicitado al Ministro de Justicia Eric Holder investigar las denuncias de que J&J había manipulado las pruebas. Ellos acusaron a la compañía de destruir los registros que indicaban que los voluntarios de la investigación salieron lesionados durante las pruebas del producto.

Independientemente de cómo resulte la manipulación de la investigación, el veredicto regresó a favor de Linda Batiste v. Ethicon como una victoria mayor por esas lesiones causadas por el defectuoso producto, por lo tanto se establece el antecedente para futuras acciones en contra de J&J.

¿Usted o un ser querido han sido impactados por la TVT-O u otro producto de malla defectuoso? Si es así, lea esto.

¿Johnson & Johnson Destruye Registros en un Caso?

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol

Johnson & Johnson, uno de los nombres más grandes en cuidado a la salud, es actualmente el acusado en una demanda colectiva por parte de mujeres que afirman que salieron lesionadas por el producto de la compañía. La Red de Acción Empresarial, un grupo de defensa que investiga las actividades empresariales, le ha pedido al gobierno federal investigar lo que ellos dicen es evidencia con manipulación por parte de la corporación.

Los implantes de malla son usados para apoyar a los órganos internos que han comenzado a caerse en las mujeres. La condición es común entre las mujeres de mayor edad y para aquellas que han dado a luz. Los implantes han sido la causa de decenas de miles de lesiones, según los demandantes en el caso.

“La evidencia que hemos presentado en el juicio mostró que ellos sabían que estos implantes podrían causar complicaciones y a ellos no les importó. Muchas mujeres están ahora incapacitadas y no pueden ni moverse de sus camas, ellas están bajo mucho dolor. Otras mujeres se han quitado la vida porque el dolor es como el de parto, así de fuerte es”, Así lo dijo Jane Akre, fundadora de un grupo online para las víctimas.

La red de Acción Empresarial ha enviado una solicitud formal al Secretario de Justicia Eric Holder, pidiéndole examinar las denuncias de que Johnson & Johnson destruyó evidencia.

El Juez Cheryl Eifert de la Corte del Distrito en EE.UU, afirmó que la corporación de la salud destruyó registros relacionados con los estudios sobre el producto. Estos registros extraviados incluyen datos sobre las lesiones sufridas por los voluntarios durante las pruebas.

Un portavoz de Johnson & Johnson dijo a la Prensa Asociada que la compañía “actuó de manera apropiada y responsablemente en la investigación, desarrollo y comercialización de nuestros productos de mallas pélvicas.”

Hay mucho en Juego en Demanda de Cuidado Médico de Fresnius

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Drogas Dañinas, Espanol



Published on:

Hay mucho en Juego en Demanda de Cuidado Médico de Fresnius

By

032914-stakesCon más de 650 casos presentados en contra de cuidado médico de Fresnius y las apuestas son cada vez más grandes de que pronto se convierta en un litigio en contra Fresnius sobre diálisis de Multi-Distrito. Estos casos—en los cuales todos los pacientes alegan que sufrieron paro cardiaco y/o muerte como resultado directo de los problemas con Granuflo o los sistemas de dializado de NaturaLyte—han sido presentados en cortes federales en todo EE.UU, lo que quizás inicie un programa de juicio “bellwether” para poder agilizar las demandas en virtud de una resolución más eficiente de los procedimientos.

Los casos no son particularmente diversos ya que todos ellos alegan fallas similares de Fresnius para alertan pacientes de Granuflo y concentrados de ácido NaturaLyte usado durante el tratamiento de hemodiálisis. La falta de diversidad en sus demandas legales hace a los casos más susceptibles a la consolidación ante un panel de Litigación de Multi-Distrito, lo cual aborda los asuntos planteados en un procedimiento para que así los mismos asuntos no sean tratados por primera vez por varios jueces en todo el país. Si bien las decisiones en los primeros casos de “bellwether” no son vinculantes sobre los casos posteriores (es decir el resultado no tiene que ser el mismo), ellos son instructivos. Además, los primeros casos pueden llevar a acuerdos globales que evitarán los costos de litigios adicionales. El proceso MDL también reduce la probabilidad de que casos similares tendrán diferentes resultados, una situación que puede resultar en una discordia entre varias decisiones de las cortes federales y foro de compra por parte de los litigantes.

Las circunstancias que rodean los litigios son sospechadas. Las alegaciones en torno a las soluciones de diálisis de Fresnius fueron alentadas, si no al menos iniciadas por un memorándum interno de Fresnius que se filtró a la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA). En el 2011 Fresnius condujo una revisión interna de los productos en sus clínicas en un esfuerzo por determinar si y en qué medida hubo efectos negativos asociados con ácidos concentrados usados en los sistemas de diálisis. Fresnius identificó 941 instancias de paro cardiaco durante tratamientos en el 2010, pero no proporcionó esa información a las clínicas no-Fresnius usando esos productos.

Ahora, los pacientes que se sometieron a análisis no en lugares de Fresnius pero usaron productos de Fresnius están buscando una acción legal en contra de la compañía por falta de advertencia acerca de los defectos potenciales en sus productos. A pesar que Fresnius eventualmente dio una carta de advertencia a los proveedores en el cuidado de salud pero no de Fresnius con respecto a efectos negativos potenciales del medicamento en Marzo del 2012, para muchos eso fue demasiado tarde. Sin embargo, la FDA determinó que la advertencia constituye un retiro de los productos GranuFlo y NaturaLyte, lo cual solo presta más credibilidad a las alegaciones de los demandantes en estos procedimientos.

Las partes están actualmente discutiendo la posibilidad de proceder con un litigio de Multi-Distritos, lo cual envuelve seleccionar casos de prueba que lo más seguro es que vayan a juicio y tendrán el potencial de determinar el resultado de los casos no seleccionados, ya sea por un acuerdo de resolución o antecedente persuasivo. Cada lado tiene permitido seleccionar un cierto número de casos y cada parte seleccionará los casos que tienen más probabilidades de ganar. Dicho esto, las partes no tienen idea que casos irán a juicio primero, un asunto muy importante es que los casos posteriores serán fácilmente influenciados por las decisiones anteriores. A pesar de que los casos suelen tener distintos materiales, estos casos giran en torno a reclamos similares y las cortes federales no están típicamente interesadas en estar en desacuerdo con la ley para que no se revierta en una apelación. Como resultado, la batalla sobre qué casos vendrán primero no está por terminarse sin una pelea por ambos lados.

En última estancia, todavía está por verse si el programa bellwether seguirá adelante como estaba planeado. Las conferencias de Gestión de Casos que se celebrarán en un futuro próximo puede determinar el resultado de esa batalla y es muy probable que tenga un impacto en la guerra legal por derivarse.

C.R. Bard Resuelve Acuerdo en Caso de Queen de Malla Transvaginal

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol, Noticias

shutterstock_121502665-300x199Ayer, un acuerdo fue propuesto en el caso de Wanda L. y Greg T. Queen versus C.R. Bard, el segundo de los cuatro casos federales referentes a malla transvaginal en contra de los fabricantes de productos de malla transvaginal. Wanda fue implanta con el sistema de soporte sintético Avaulta Solo Anterior durante la cirugía de su prolapso de órgano pélvico. El primer juicio federal otorgó $ 2 millones a Donna Cisson en su caso en contra de C.R. Bard. Actualmente hay 28,000 casos consolidados en la corte involucrando un total de seis fabricantes de productos de malla transvaginal.

Ahora tenemos el conocimiento de que el caso de Queen ha sido resuelto y no se realizará juicio. En casos donde ha habido acuerdo, las cantidades concedidas al demandante no suelen estar disponibles al público y el demandado no admite responsabilidad.

Es entendible porqué C.R. Bard quería resolver el caso y evitar más daños punitivos (como la semana pasada $2 millones como veredicto de un jurado en contra de Bard). De todas las personas heridas a causa de la malla transvaginal usada en las cirugías, Wanda Queen fue la que sufrió más. Ella experimentó tremendo dolor físico, emocional y deformidad, así como discapacidad física en las relaciones con su esposo, el demandante Greg Queen. La buena noticia es que un acuerdo no puede ser apelado y el demandante no tendrá que padecer de litigios adicionales.

Entonces, ¿qué significa esto para futuros casos de malla transvaginal? Uno podría especular que esto significa que este fabricante (y posiblemente otros que también están siendo demandados) entienden su responsabilidad y saben que los jurados se encuentran en favor de los futuros demandantes. La malla transvaginal ha causado serios daños físicos y emocionales a miles de víctimas que tenían este producto insertado durante la cirugía de prolapso de órgano pélvico o por la cirugía de incontinencia urinaria.

Aunque ninguna cantidad de dinero puede compensar las horribles lesiones que estas víctimas experimentaron, basado en los primeros dos casos, el fabricante debe pagar por sus fechorías. Reyes | Browne | Reilley representa casi 300 demandantes de malla transvaginal en todo el país y estamos firmemente convencidos de que la justicia será servida para nuestros clientes.

Segundo Juicio Hoy Contra C.R. Bard por Malla Transvaginal

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol, Noticias

dreamstime_s_23682073-200x283El primer juicio federal de malla transvaginal otorgó $2 millones a Donna Cisson la semana pasada. Ahora viene el segundo de los cuatro casos bellwether. El caso de Wanda L. y Greg T. Queen versus C.R. Bard comienza hoy.

Entonces, ¿qué es un caso bellwether? Por definición, es un término legal para un “indicador de las tendencias futuras.” Las cortes adoptarán un enfoque bellwether cuando existe un gran número de demandantes con el mismo tipo de reclamos y no hay otra manera que las cortes puedan manejar este gran número de casos. Por lo tanto, la gran cantidad de casos de malla transvaginal pronto estarán en marcha.

En este caso particular, Wanda fue implantada con el Sistema de Soporte Sintético Bard Avaulta Solo Anterior durante la cirugía usada para tratar el prolapso de órganos pélvicos. La cirugía fue realizada por la Dr. Elizabeth Barbee en el Centro Médico de Wake, en Raleigh, Carolina del Norte. Debido al dispositivo médico transvaginal implantado en ella, Wanda alega que ha experimentado un horrendo dolor mental y físico y mucho sufrimiento – e incluso deformidad física. Adicionalmente, ella “ha sufrido o sufrirá una cirugía correctiva o cirugías y ha sufrido deterioro físico en las relaciones con su esposo, el demandante Greg Queen.”

Los siguientes cargos son las bases para el caso:

Cargo # I – Negligencia

El fabricante tiene la responsabilidad de “cuidado razonable” en el diseño de la etiqueta del producto y embalaje, y en la venta del producto. Debido a la negligencia del demandado, Wanda ha experimentado y seguirá sufriendo graves lesiones personales, estrés emocional, financiero o pérdidas económicas, incluyendo pero no limitado a los servicios médicos y gastos, pérdida de salarios actuales y futuros y otros daños.

Cargo # II – Estricta Responsabilidad por el Defecto del Diseño

El producto no ha sido razonablemente seguro para el uso al que fue destinado y estaba defectuoso. Como resultado, Wanda sufrió lesiones graves.

Cargo # III – Estricta Responsabilidad por el Defecto de Fabricación

El producto estaba defectuoso con respecto a su fabricación, lo que fue la causa directa e inmediata de las lesiones de Wanda Queen y de sus lesiones futuras y angustia emocional, dolor, sufrimiento, pérdida financiera y económica debida a los gastos médicos.

Cargo # IV – Ausencia de Advertencias

El producto estaba defectuoso por la falta de advertencias adecuadas y necesarias.

Cargo # V – Incumplimiento de Garantía Expresa

C.R. Bard le aseguró a los hospitales públicos y a los profesionales de la salud que el producto era seguro y razonablemente apto para los fines previstos. Debido a esta supuesta seguridad, tanto ella como su proveedor de atención médica eligieron el dispositivo médico. C.R. Bard violó estas garantías expresas porque el producto era excesivamente peligroso y defectuoso y el demandado falsificó su seguridad.

Cargo # VI – Incumplimiento de Garantía Implícita

Fue implícitamente garantizado que el producto era “comercial y apto para uso ordinario para el cual fue destinado.”

Cargo # VII –Pérdida de Consorcio

Greg Queen sufrió la pérdida del “Consorcio y compañerismo de la sociedad con su esposa de los servicios de afecto y apoyo.”

Cargo # VIII – Daños Punitivos

El demandado conocía los riesgos o debía haber sabido que el producto estaba defectuoso y presentaba un riesgo inaceptable para Wanda Queen. Los demandados conducen “una manifiesta indiferencia inconsciente a, y/o violación flagrante de, la seguridad de esas personas que previsiblemente han sido perjudicados por el producto, incluyendo al demandante Wanda Queen, justificando la imposición de los daños punitivos.” Ellos piden los costos de los honorarios de abogados, intereses o cualquier otra ayuda que sea razonable.

La selección de jurado comenzó esta mañana. (En el caso de Donna Cisson la semana pasada, tomó sólo la mañana para seleccionar seis miembros del jurado y dos suplentes.) Se espera que el caso de Wanda comience esta tarde.

Este segundo caso es uno de los cuatro en contra de C.R. Bard que dice que el fabricante conocía de los peligros de su defectuosa malla transvaginal Avaulta usada en la cirugía para el prolapso de órganos pélvicos, y no advirtió a los médicos que realizaron esas cirugías. Hay nada menos que 28,000 casos consolidados en esta corte mencionando un total de seis fabricantes de productos de malla transvaginal.

El Dr. Anthony Visco es el Jefe de la Unidad de Uro ginecología en el Centro Médico Duke University y el Presidente de la Sociedad Americana de Uro ginecología (SAUG). La organización fue fundada en el año 1979 y se compone de 1,400 médicos y profesionales de la salud que atienden mujeres con desórdenes del suelo pélvico, específicamente el prolapso de órganos pélvicos (POP) y la contingencia urinaria (CU). Se espera que el Dr. Visco sea llamado como testigo en este caso.

También, se espera que sean llamados como testigos los médicos del implante, Dr. Elizabeth Barbee, Dr. Denniz Zelnoun, profesor asistente en la Universidad de Carolina del Norte, Chapel Hill en el Departamento de Obstetricia & Ginecología y el ex comisionado de la ADA, David Kessler.

Reyes | Browne | Reilley actualmente está ayudando a cientos de víctimas de la malla transvaginal y victimas de vejiga ondular y a sus familias a recuperar daños por sus devastadoras complicaciones por la MT. Si usted o alguien que conoce sufrió lesiones por este producto, por favor llámenos para una consulta complementaria y confidencial. Usted no está bajo ninguna obligación de usar nuestros servicios. Llámenos hoy al 214-526-7900, o envíe el pequeño formulario de revisión que está a la derecha.

$2 Millones Caso Malla Transvaginal en contra C.R.Bard

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol, Noticias

Donna-Cisson1-300x287Hoy día los miembros del jurado en el juicio de Donna Cisson versus Bard otorgó a la mujer de 55 años la suma de $250,000 en daños compensatorios y $1,750,000 en daños punitivos, debido a las lesiones severas causadas por la malla transvaginal usada para la cirugía de prolapso de órganos pélvicos. Este caso es llamado un “caso de responsabilidad por el producto” y fue presentado a los jurados ayer en la mañana. Solo les tomó doce horas para dar un veredicto en contra del fabricante de la línea de dispositivos médicos de malla de polipropileno, C.R. Bard.

Los seis miembros del jurado acordaron con el reclamo de la señora Cisson en el 2009, que la malla transvaginal Avaulta de Bard que fue implantada en ella estaba defectuosamente diseñada. También fue determinado que su cirujano el Dr. Brian Raybon de Toccoa, Georgia, no le advirtió a ella de los peligros de este implante. Además de su victoria en obtener $250,000, los miembros del jurado están actualmente decidiendo sobre posibles daños punitivos que quizás sean otorgados a la señora Cisson.

Este es el primer caso federal, pero sólo uno de los más de 25,000 casos pendientes que también alegan que la malla de polipropileno no era adecuada para ser implantada en humanos. Bard argumentó que los daños a Donna Cisson deberían ser mitigados (disminuidos) porque ella no bajó de peso y usó una crema con estrógeno según las instrucciones de sus doctores, pero el jurado no “se lo creyó”.

Este pasado mes de febrero en la ciudad de Atlantic en New Jersey, los jurados en favor del demandante Linda Gross en un caso similar en contra Ethicon, (Johnson & Johnson), otorgándole a ella $11.12 millones en su demanda por responsabilidad de productos, así como $7.76 millones en daños punitivos. El caso está ahora bajo apelación. Un caso del estado de California también está bajo apelación en contra de C.R. Bard, en el cual el jurado otorgó un veredicto de $5.5 millones a Christine Scott y su esposo sobre el dispositivo médico de malla Avaulta de Bard.

C.R. Bard y otros fabricantes de los dispositivos médicos de malla transvaginal podrían estar en un gran problema, ya que este fue el primero de miles de similares casos que han sido presentados. Hay otros cinco demandados y aproximadamente 20,000 casos consolidados en la misma corte, y en espera de su día de juicio. Los otros acusados incluyen a Ethicon (Johnson & Johnson), Boston Scientific, American Medical Systems, Coloplast y Cook. En total, hay 4,193 casos pendientes en contra de C.R. Bard y más de 28,000 presentados en corte mencionando a los seis demandados.

Todas las mujeres que presentaron estas demandas han sufrido severos daños físicos y emocionales y afirman que los implantes de la malla pueden erosionar, causar infección, enorme dolor, sangramiento e incluso cirugías adicionales para remover el producto de malla. Pero a menudo la malla no puede ser completamente removida en esas cirugías porque el dispositivo está profundamente implantado en las victimas. Irónicamente, eso es lo que exactamente la malla fue diseñada para hacer –funciona como un implante permanente.

El próximo juicio de Wanda Queen versus C.R. Bard comenzará el 19 de Agosto en la misma sala de la corte federal. Habrá un total de cuatro juicios uno tras otro que denominan al demandado como C.R. Bard, alegando que la malla es defectuosa en diseño y los doctores no advirtieron con antelación a sus pacientes de los peligros.

Estos dispositivos médicos de malla transvaginal han destruido literalmente la vida de miles de mujeres. Solo podemos esperar que se haga justicia en estos casos. Si usted o alguien que conoce ha tenido el dispositivo médico de implante transvaginal durante cirugía, llámenos hoy al 214-526-7900, o envíe el pequeño formulario de revisión del caso que está a la derecha. Si usted es una de las miles de víctimas de malla transvaginal actualmente representada por Reyes | Browne | Reilley, llame o envíele un correo a su abogado para saber cómo este veredicto del jurado podría impactar su caso.

Retiro Productos para Diálisis Renal Causa Lesiones al Corazón

Angel Reyes III Dispositivos Medicos, Espanol

reyes-blog-0205131-300x199La insuficiencia renal crónica puede deberse a la diabetes o azúcar en la sangre y afecta a unos 2 millones de personas. En los EE.UU, la enfermedad renal afecta a más de 2 de cada 1,000 personas. En la diálisis de riñón, una maquina llamada dializador utiliza una solución para limpiar la sangre. Los productos utilizados en este proceso fueron GranuFlo y NaturaLyte, lo que puede producir un exceso de bicarbonato que conduce una condición conocida como alcalosis metabólica en la que se elevan los niveles de pH en el cuerpo. Esta condición puede causar presión arterial baja, ataques al corazón y lesiones graves al corazón y muertes cardiacas súbitas.

GranuFlo y NaturaLyte son fabricados y comercializados por Fresenius Medical Care (FMC). En el 2011, Fresenius tuvo un ingreso neto de nada menos que $12.8 billones y es el líder en el mercado de la diálisis en EE.UU. FMC también es dueño de 1,800 clínicas de Diálisis en EE.UU que desarrollan estos tratamientos con GranuFlo. Además, aproximadamente 125,000 pacientes son tratados con GranuFlo en otras clínicas.

En la actualidad, Fresenius Medical Care tiene numerosas demandas en su contra desde que 941 pacientes sufrieron paros cardiacos en el 2010 después de haber sido tratados con productos GranuFlo. En Marzo del 2012, la FDA retiró ambos el GranuFlo y NaturaLyte. Desafortunadamente, este retiro llegó demasiado tarde para salvar a innumerables pacientes que presentaron síntomas graves o murieron a causa de estos productos. Lo peor de todo, los pacientes o sobrevivientes de los seres queridos que murieron dijeron que ellos no estaban informados de los peligros de usar GranuFlo o NaturaLyte.