4.9
4.9

¿Se puede demandar al transporte público?

Todos los días, miles de personas en Texas dependen del transporte público. Si bien la mayoría de las personas no sufren un accidente de tren o autobús de DART, los accidentes ocurren y las ramificaciones físicas y financieras pueden ser aterradoras y abrumadoras.

La respuesta a si se puede demandar al transporte público para establecer responsabilidades es compleja. Esta guía puede ayudar a arrojar luz sobre los matices de la ley de transporte público y descubrir posibles vías para lograr justicia. Ya sea que haya sufrido lesiones o simplemente quiera comprender sus derechos como pasajero, continúe leyendo para obtener más información.

¿Se puede demandar al transporte público tras un accidente?

Sí. En Texas, puede demandar al transporte público si el conductor o la empresa actuó con negligencia y esa negligencia causó su accidente o lesión.

En Texas, el sistema DART (Dallas Area Rapid Transit) cubre más de 700 millas cuadradas, con un estimado de 20,1 millones de pasajeros cada año en los sistemas de ferrocarril y autobús. Según la Administración Federal de Seguridad de Autotransportes, los accidentes de autobús en Texas provocan poco menos de mil lesiones cada año.

Si resultó lesionado en un accidente de autobús o ferrocarril, comuníquese con un abogado de inmediato.

¿Están los gobiernos protegidos contra acciones legales en accidentes de transporte público?

Las empresas de transporte público de Texas, ya sean privadas o de propiedad gubernamental, generalmente caen bajo el paraguas de la inmunidad soberana, una doctrina legal diseñada para proteger a las entidades gubernamentales de litigios.

Sin embargo, el estado de Texas ha establecido excepciones y limitaciones a la inmunidad soberana que permiten a las personas iniciar acciones legales contra las empresas de transporte público bajo ciertas condiciones. Estas condiciones suelen incluir negligencia, mala conducta intencionada o circunstancias en las que la entidad renuncia voluntariamente a su inmunidad. Las personas deben conocer estas condiciones y circunstancias específicas que permiten el recurso legal para poder navegar por las complejidades de presentar un caso contra entidades de transporte público en Texas.

¿Cuáles son los tipos comunes de accidentes de transporte público?

Los diferentes tipos de accidentes de transporte público resultan de factores externos, internos o basados en fallas.

Los tipos comunes incluyen:

  • Accidentes de autobús, incluidas colisiones, vuelcos o incidentes durante el embarque o desembarque
  • Colisiones de trenes, incluidos accidentes entre trenes, incidentes en cruces ferroviarios o descarrilamientos
  • Accidentes de metro, incluidos accidentes dentro de estaciones, colisiones o descarrilamientos
  • Accidentes de tranvía o trolebús que impliquen accidentes con tranvías o trolebuses sobre las vías
  • Accidentes de ferry que impliquen incidentes en ferries acuáticos o taxis
  • Accidentes de bicicletas o peatones que involucran a peatones o ciclistas atropellados por vehículos de transporte público
  • Resbalones y caídas, incluidos incidentes que ocurren en autobuses, trenes o estaciones de tránsito debido a superficies resbaladizas y otros peligros.
  • Fallos mecánicos como fallos de frenos, mal funcionamiento del motor u otros problemas técnicos que provocan accidentes.

Cada tipo de accidente de transporte público puede ocurrir debido a factores climáticos adversos o circunstancias fuera del control de la empresa. Sin embargo, también pueden deberse a negligencia por parte de la empresa o del conductor.

La negligencia puede incluir circunstancias como mantenimiento inadecuado, error del conductor o no garantizar la seguridad de los pasajeros. Los detalles específicos del accidente y las leyes aplicables determinan la viabilidad de un caso contra una entidad de transporte público.

¿Cómo sé si la compañía de autobuses o los conductores de autobuses fueron negligentes?

Determinar si una empresa de autobús o un conductor fueron negligentes implica evaluar varios factores relacionados con las circunstancias del accidente.

A continuación se muestran varios ejemplos de lo que podría constituir negligencia por parte de un conductor de autobús o de la compañía de autobuses:

  1. El conductor del autobús se queda dormido al volante y se pasa un semáforo en rojo, provocando un peligroso accidente
  2. El conductor del autobús cambia de carril pero no ve su coche justo al lado, provocando así un grave accidente
  3. Se acaba de contratar a un nuevo conductor hoy, no estaba capacitado adecuadamente y termina chocando contra su vehículo al girar.
  4. Un autobús necesita un mantenimiento de rutina desde hace mucho tiempo y los frenos se sueltan, lo que hace que el autobús choque por detrás a otro vehículo y lo lastime.

En última instancia, establecer negligencia depende de las siguientes consideraciones:

  1. Deber de diligencia: los operadores de autobuses tienen la responsabilidad de priorizar la seguridad de los pasajeros y cumplir con las normas de tránsito. Para su caso es crucial si la empresa y el conductor tenían el deber de diligencia hacia los pasajeros y otras personas en la carretera en el contexto de la situación.
  2. Estándar de atención: Se espera un estándar de atención específico en la industria del transporte público. Esto puede incluir una formación adecuada de los conductores, el cumplimiento de las normas de seguridad y un mantenimiento adecuado de los vehículos.
  3. Cumplimiento de las leyes de tránsito: el conductor del autobús es responsable de seguir las leyes y regulaciones de tránsito. Las infracciones de tránsito, como pasarse los semáforos en rojo, pueden indicar negligencia.
  4. Conducta del conductor: el comportamiento y la conducta del conductor antes del incidente son consideraciones cruciales. La conducción imprudente o distraída, el deterioro y la fatiga podrían indicar negligencia.
  5. Registros de mantenimiento: Se puede inferir negligencia si el autobús no recibió el mantenimiento adecuado, ya sea que esto haya provocado fallas mecánicas o violaciones de seguridad de los pasajeros.
  6. Cumplimiento de seguridad: La compañía de autobuses debe establecer y hacer cumplir políticas relacionadas con la seguridad. La falta de implementación o cumplimiento de estos protocolos puede contribuir a la negligencia.
  7. Causalidad: Si la negligencia de la empresa o del conductor provocó directamente el accidente, puede haber motivos para presentar una reclamación. Debe establecerse un nexo causal entre el incumplimiento del deber y el daño o lesiones.
  8. Evidencia: Las declaraciones de los testigos, las imágenes de vigilancia y cualquier otra documentación de la escena del incidente pueden ayudar a fundamentar las afirmaciones.

Si sospecha negligencia, hable con un abogado que se especialice en lesiones personales o leyes de transporte. Un abogado con experiencia en accidentes de autobús de Angel Reyes – Reyes Browne Law Firm puede identificar a las partes responsables de su accidente y colocarlo en la mejor posición posible para recuperar la compensación total que está legalmente obligado a recibir.

¿Cuáles son las lesiones más comunes por accidentes de transporte público?

Dependiendo de las circunstancias y la gravedad del incidente, los accidentes de transporte público pueden provocar una variedad de lesiones, que incluyen:

  • Latigazo cervical: los movimientos bruscos y bruscos durante accidentes o algunos comportamientos del conductor pueden causar malestar cervical y otras lesiones en el cuello.
  • Lesiones en la cabeza: el impacto con superficies u objetos puede provocar lesiones en la cabeza, que van desde una conmoción cerebral leve hasta lesiones cerebrales traumáticas más graves.
  • Lesiones de tejidos blandos: pueden ocurrir esguinces, torceduras y contusiones que afectan músculos, ligamentos y tendones.
  • Lesiones de espalda o columna: sacudidas, colisiones y otros movimientos repentinos pueden afectar la espalda o la columna.
  • Cortes o abrasiones: Los bordes afilados, los vidrios rotos y otros objetos en un vehículo pueden causar cortes o abrasiones.
  • Fracturas: Los pasajeros pueden sufrir fracturas por impacto, especialmente en las extremidades.
  • Lesiones internas: los traumatismos por objetos contundentes pueden provocar lesiones que afecten a los órganos internos.
  • Quemaduras: Los accidentes que involucran fuego, superficies calientes o explosiones pueden causar quemaduras.
  • Esguinces y dislocaciones: pueden ocurrir lesiones en las articulaciones, incluidos esguinces y dislocaciones, debido a paradas o impactos repentinos.

Es importante buscar atención médica inmediata si se ve involucrado en un accidente, incluso si las lesiones inicialmente parecen menores. Algunas lesiones pueden manifestarse o empeorar con el tiempo. También es importante establecer un registro de lesiones, lo que puede ayudar en reclamaciones posteriores.

Lesiones Psicológicas

El impacto de un accidente de transporte público puede extenderse más allá de las lesiones físicas. No es raro que los pasajeros experimenten angustia emocional o ansiedad después de un accidente, que pueden persistir durante un tiempo prolongado. Esto puede incluir trastorno de estrés postraumático o trastorno de estrés postraumático.

Ser testigo o experimentar un evento traumático como una colisión, descarrilamiento u otro accidente de transporte puede afectar profundamente su bienestar mental.

Las lesiones emocionales pueden manifestarse como:

  • Trastornos del sueño
  • Recuerdos
  • Pensamientos intrusivos
  • Ansiedad persistente
  • Fobias o conductas de evitación
  • Falta de concentración

Inestabilidad emocional

Las lesiones emocionales pueden cobrar un precio significativo, pero su gravedad puede variar de persona a persona. Si se experimenta angustia emocional después de un accidente de transporte público, es importante buscar asesoramiento o apoyo profesional después.

¿Es una opción demandar a una entidad gubernamental?

Tomar acciones legales después de un accidente de transporte público requiere una comprensión clara de los requisitos y consideraciones necesarias para un reclamo. Esto incluye conocer las excepciones y limitaciones establecidas por el estado y comprender las condiciones en las que se puede presentar un caso contra una entidad de transporte público, incluidos los casos de negligencia y mala conducta.

Es vital recopilar información crucial, como evidencia de negligencia o registros de mantenimiento relevantes. Los profesionales legales familiarizados con las complejidades de la ley de transporte de Texas pueden brindarle una orientación invaluable en caso de que busque un recurso legal.

Tenga en cuenta que muchos medios de transporte público, como el sistema ferroviario DART (Dallas Area Rapid Transit), son propiedad de entidades gubernamentales o están operados por ellas. Aún puede demandar a entidades gubernamentales, pero debe actuar rápidamente para iniciar el proceso. Esta es una razón para no demorarse en comunicarse con los abogados de lesiones personales de Angel Reyes – Reyes Browne Law en Dallas.

Si está demandando a una empresa privada o a un ciudadano privado, el plazo de prescripción para presentar una demanda es de dos años. Sin embargo, dado que muchos autobuses o trenes son propiedad de entidades gubernamentales o están operados por ellas, en realidad tienen menos tiempo para actuar. Debe notificar su intención de presentar un reclamo por accidente de autobús dentro de los seis meses posteriores al accidente.

¿Qué debe incluir su aviso?

De acuerdo con la Sección 101.101 del Código de Recursos y Prácticas Civiles de Texas, debe incluir la siguiente información en su aviso:

  1. La fecha y hora del accidente.
  2. Una descripción del accidente.
  3. El tipo de daño o lesión por el que está demandando

Estos requisitos de notificación sirven como pasos procesales esenciales y alertan a las partes relevantes de que usted tiene la intención de solicitar una compensación. Debe notificar a las partes interesadas de inmediato para preservar sus derechos a presentar un reclamo luego de un accidente de transporte público.

¿Qué factores determinan la compensación en un reclamo por accidente de transporte público?

Múltiples factores influyen en la compensación otorgada en un reclamo por accidente de transporte público. La determinación del acuerdo general implica una evaluación meticulosa de cada uno de estos factores. Esto puede ayudar a garantizar que la compensación se alinee con el alcance total de sus pérdidas.

1. Gravedad de las lesiones

La gravedad de las lesiones puede afectar en gran medida el monto de la compensación. Las lesiones graves suelen provocar mayores gastos médicos y una recuperación prolongada, lo que puede influir en el acuerdo.

2. Gastos Médicos

El monto de la compensación otorgada tiene en cuenta todos los costos médicos, incluidas facturas hospitalarias, cirugías, medicamentos, rehabilitación y necesidades médicas continuas. La documentación completa y precisa de estos gastos es esencial.

3. Pérdida de ingresos

Es posible que tenga derecho a una compensación por cualquier pérdida de ingresos debido a la incapacidad de trabajar durante el período de recuperación. Esto incluye salarios perdidos durante una estadia en un hospital o centro de rehabilitación o cualquier período de discapacidad causado por el accidente.

4. Daños a la propiedad

Los daños a la propiedad personal que ocurrieron durante el accidente a menudo se tienen en cuenta en el acuerdo total. Esto incluye vehículos o pertenencias.

5. Angustia emocional

Las lesiones emocionales y la angustia, incluida la ansiedad, la depresión o el trastorno de estrés postraumático, pueden contribuir a la resolución de su reclamo. El acuerdo puede considerar este costo intangible, aunque significativo, del accidente en su bienestar mental.

6. Grado de negligencia

La evidencia de negligencia por parte de la entidad de transporte público juega un papel importante. Si se establece negligencia, puede afectar la compensación y, en algunos casos, los daños punitivos.

7. Orientación jurídica

Los abogados experimentados pueden garantizar que se consideren todos los factores pertinentes y ayudarlo a obtener un monto de compensación justo y equitativo que refleje el alcance total de sus pérdidas.

¿Cuánto dinero recibirás si te atropella un autobús?

Dependiendo de los detalles de su caso, los acuerdos por accidentes de autobús pueden variar desde unos pocos miles de dólares hasta varios millones de dólares. El monto exacto dependerá de las circunstancias específicas de su caso. No hay una suma fija.

En Dallas, las indemnizaciones por accidentes de autobús suelen oscilar entre miles y seis cifras. En algunos casos únicos, los resultados de la compensación exceden este rango. El equipo legal de Reyes Browne logró un acuerdo por accidente de autobús de $4,163,597.50 para una víctima anciana con lesiones críticas, lo que demuestra el potencial de recuperaciones financieras sustanciales en estos casos. Sus daños pueden tener un límite. 

Aquí en Texas, existe un límite en los daños que puede recibir cuando demanda a una entidad gubernamental por un accidente relacionado con el transporte público. De conformidad con la Sección 101.023 del Código de Prácticas y Remedios Civiles de Texas, lo máximo por lo que el gobierno puede ser responsable en términos de daños después de un accidente de autobús es $250,000 por persona o $500,000 por todo el accidente.

En otras palabras, si usted fue la única persona lesionada en el accidente, entonces puede ser elegible para recibir hasta $250,000 en daños. Sin embargo, si hubiera varias personas heridas en ese mismo accidente, entonces lo máximo que el gobierno sería responsable sería $500,000 combinados para todos los involucrados.

A pesar de estas limitaciones, es posible que haya otras fuentes de compensación disponibles para usted después de su accidente. Consultar con un abogado experimentado lo antes posible después del accidente es la mejor manera de asegurarse de no dejar dinero sobre la mesa.

¿Cómo puedo reclamar una indemnización después de un accidente de transporte público?

Después de un accidente de transporte público, existen varios pasos clave para reclamar una indemnización. Aquí está lo que necesitas saber:

  1. Busque atención médica: ponga su salud en primer lugar y busque atención médica por cualquier lesión sufrida durante el accidente. Una evaluación médica oportuna no sólo ayuda a garantizar su bienestar a corto y largo plazo, sino que también crea un registro de lesiones. Esto es esencial para su reclamo.
  2. Documente el incidente: recopile pruebas en el lugar fotografiando el incidente y anotando cualquier información y declaraciones de los testigos que puedan ser valiosas para su caso. Tome fotografías de los daños a los vehículos, las condiciones de la carretera y las lesiones.
  3. Informe el accidente: comuníquese con las autoridades correspondientes, como las autoridades policiales o la agencia de transporte público. Es importante obtener una copia del informe del accidente, que puede ser documentación crucial.
  4. Notifique a la compañía de seguros: comuníquese con la parte culpable y su compañía de seguros. Es importante proporcionar a las partes culpables la información que necesitarán para documentar su posible reclamo.
  5. Consulte con profesionales legales: busque orientación de un abogado de lesiones personales, específicamente uno con experiencia en accidentes de transporte público. Pueden evaluar la viabilidad de su reclamo, ayudarlo a navegar las complejidades legales y defenderlo en su nombre.

Evalúe su posible recuperación con nuestra calculadora de casos

Si está lidiando con lesiones personales después de un accidente, nuestra calculadora de casos en línea gratuita y fácil de usar puede brindarle una evaluación preliminar de su caso. Al ingresar detalles clave relacionados con su situación, puede obtener información valiosa sobre un posible acuerdo. Después de enviar sus datos, nuestro equipo dedicado se comunicará con usted para guiarlo a través de los próximos pasos hacia la justicia.

¿Cómo puede ayudar en su caso un abogado especializado en accidentes de transporte público?

Trabajar con un abogado experto en accidentes de transporte público puede mejorar y acelerar significativamente su caso de varias maneras:

  1. Experiencia en leyes de transporte: estos abogados poseen conocimientos especializados en leyes de transporte y pueden ayudarle a navegar en caso de accidente con confianza.
  2. Investigación y evidencia: abogados experimentados llevan a cabo una investigación integral del incidente para reunir evidencia, obtener registros relevantes y entrevistar a testigos.
  3. Comunicación con las partes relevantes: un abogado puede gestionar la comunicación con compañías de seguros, peritos y cualquier representación culpable o partes relacionadas.
  4. Determinación de responsabilidad y daños: un abogado experimentado puede evaluar la negligencia y evaluar el alcance total de los daños y gastos para garantizar un reclamo integral.
  5. Defensa: estos abogados actúan como sus defensores y tienen acceso a recursos que pueden fortalecer su caso. Brindan orientación para garantizar que comprenda el proceso legal y lo ayudan a preparar un caso sólido antes de los procedimientos legales.

En última instancia, esta representación sirve como su aliado legal integral. En Angel Reyes – Reyes Browne Law, nuestros abogados aprovechan su experiencia para navegar las complejidades de su caso, defender sus derechos y trabajar para obtener la compensación que se merece.

Tome medidas inmediatas después de un accidente de transporte público

Las reclamaciones por accidentes de transporte público pueden ser complejas. Después de un accidente, el tiempo es esencial y es importante actuar con rapidez. Tomar medidas inmediatas es crucial para garantizar la presentación oportuna de informes y acelerar el proceso de reclamaciones. También puede ayudar a aumentar la probabilidad de un resultado favorable.

Casi $1 mil millones recuperados para clientes de lesiones personales

Al contratar al abogado de lesiones personales adecuado lo antes posible después de su accidente de autobús o tren de DART, puede asegurarse de emprender acciones legales contra la entidad correcta y de que se cumplan todos los plazos. En Angel Reyes – Reyes Browne Law, lucharemos para maximizar la compensación financiera que usted es elegible para recibir.

Nuestros abogados han defendido los derechos de las víctimas lesionadas durante más de 30 años, recuperando casi mil millones de dólares en acuerdos y laudos del jurado en nombre de nuestros clientes.

Si resultó lesionado en un accidente de transporte público en Dallas, llame a Angel Reyes – Reyes Browne Law en cualquier momento para programar la revisión de su caso sin costo. No se cobrarán honorarios a menos que gane su caso.

Si usted fue herido en un accidente automovilístico, necesita un abogado especialista en acidentes automovilísticos para protejer sus derechos contra companias de seguro dedicadas a minimizar su causa y compensacion!

Publicaciones Recientes

La NHSTA Ordena a que los Vehículos Futuros sean Fabricados con Cámaras de Respaldo

Si usted ha estado en el mercado queriendo comprar un auto nuevo o recientemente a comprado un auto, a usted ...
Read More

Cinco Maneras Comunes de Perder una Demanda de Lesiones Personales por Accidente de Auto

Si usted ha salido lesionado, usted puede tener una base para impulsar una acción legal por lesiones personales en contra ...
Read More

Estadísticas Mortales por Accidentes de Auto en Texas

Según la Administración de Seguridad del Tráfico en las Carreteras (NHTSA) Datos FARS, dice que Texas es el estado más ...
Read More
Acreditaciones: